San Juan Atenco, Pue. – hace unos momentos se recibe en la comandancia de que un menor de edad se estaba ahogando y requerían de apoyo de emergencia.

La madre del niño Fernando de tan solo 8 meses dio aviso a las autoridades municipales después de que su hijo estuviera a punto de morir al broncoaspirar cuando su madre lo amamantaba.

Elementos de emergencia realizaron los procedimientos pertinentes para recuperar el conocimiento del menor, después de que regurgitara la leche y entrara por su nariz.

Ambos fueron trasladados al Hospital General de Ciudad Serdán para realizar la valoración médica pertinente y determinar el estado de salud del menor.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.